Curso de verano en la Universidad de Almería 2012

curso verano Almería

Hoy miércoles 4 de julio participo en el curso de verano “La reforma de la contabilidad y de la auditoría” de la Universidad de Almería (evento en Facebook), organizado por los profesores Francisco Jesús Sierra Capel e Isabel María Román Sánchez. Mi intervención pretende aportar una visión a los profesionales sobre la importancia de gestionar su presencia en Internet a través de redes sociales y otras herramientas de modo que puedan generar un mayor valor para sus despachos y para sus clientes.

Material

Algunos datos

Otras referencias

Algunos informes recientes señalan la importancia creciente de las redes sociales y otros social media en las empresas:

Entrevista a Alfonso Alcántara (@yoriento) en El País:

P. ¿Hay que estar en Twitter, Facebook, Linkedin?
R. ¿Si tú no estás en las redes sociales eres un mal profesional? No, simplemente eres un profesional con menos oportunidades y contactos. Estar en Internet es muy barato y no estar puede salir caro. No me gusta la gente que evangeliza y dice que hay que estar en Twitter, Facebook… No hay que estar en ningún sitio. Tienes que ver qué partido le sacarías tú. Las redes sociales son personas. En una comunión o un bautizo, hay gente que se relaciona bien y otros que se dedican solo a comer.

Recomendaciones

  • No todo el mundo está en Internet. Analiza tus clientes y adapta los mensajes.
  • Establece políticas de Social Media (recopilación de políticas de empresas). Un buen ejemplo es la guía de usos y estilo del la Generalitat de Cataluña.
  • Intenta generar canales efectivos de comunicación con los interesados. Es mejor que la comunicación se produzca en un canal que conoces y “controlas”. Si bien no dejes de monitorizar otros canales y plataformas donde estén tus stakeholders.
  • Evita censuras en los canales de comunicación de la empresa.
  • Elige los canales donde ya están los clientes: Facebook, Twitter, etc. o aquellos especializados en tu sector.
  • Genera buenos contenidos fruto de un excelente conocimiento de tu producto o servicio. Crear contenidos por crear no añade valor.
  • Elige tus objetivos a la hora de monitorizar los contenidos.
  • Se trata de comunicar, dialogar, interactuar, no de montar un gabinete de prensa.
  • Estamos vacunados contra el autobombo y los mensajes corporativos. Crea contenidos que tú mismo leerías si los hiciera la competencia.
  • La credibilidad genera confianza y mejora la reputación.
  • Las redes se construyen: requiere tiempo y esfuerzo. “Twitter no empieza a ser divertido hasta que no sigues a más de 100 usuarios”.
  • Las interacciones online pueden constituir un considerable ahorro en tiempo y dinero derivado de reuniones presenciales. Reúnete para conocer al cliente, a un colaborador, etc. y sienta las bases para el trabajo en red posterior.
  • El empleo de herramientas 2.0 para la gestión interna puede representar una oportunidad para visualizar el conocimiento tácito existente en los miembros de una organización.
  • Todas las herramientas presentadas deben redundar en beneficios para el profesional o la empresa. Si son cargas o bien se han enfocado mal o no se deben utilizar.

Recomendaciones para páginas web (blog)

  • Generar contenido original y de forma periódica.
  • No generes contenido excesivamente largo (500 palabras). Si el tema da para mucho, crea varias entradas.
  • Programa entradas si hay exceso de contenidos.
  • Enlaza y comenta.
  • Etiqueta. Utiliza metadatos.
  • Monitoriza tu página web con Google Analytics: ¿cuáles son los contenidos más visitados? ¿de dónde proceden nuestras visitas?

Presente y futuro

  • Creación de contenidos por parte de las empresas.
  • El profesional debe asumir las nuevas prácticas de trabajo. Es una cuestión de cultura organizacional. La cultura no se puede delegar.
  • Movilidad (aplicaciones móviles).
  • Trabajo en la nube.
  • Derechos e Internet.