Las actividades de clase, correspondientes a la segunda parte del curso, giran en torno al desarrollo de competencias  generales y específicas de la asignatura mediante una propuesta de desarrollo del Entorno Personal de Aprendizaje del alumnado.

¿Qué competencias son clave para el aprendizaje permanente?

La Recomendación 2006/962/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 18 de diciembre de 2006, sobre las competencias clave para el aprendizaje permanente [Diario Oficial L 394 de 30.12.2006] aborda el aprendizaje permanente y las competencias que lo hacen posible.

El documento identifica ocho competencias clave para el aprendizaje permanente:

  1. Comunicación en la lengua materna.
  2. Comunicación en lenguas extranjeras.
  3. Competencia matemática y competencias básicas en ciencia y tecnología.
  4. Competencia digital.
  5. Aprender a aprender.
  6. Competencias sociales y cívicas.
  7. Sentido de la iniciativa y el espíritu de empresa.
  8. Conciencia y la expresión culturales.

De estas vamos a quedarnos con dos que son fundamentales para el desarrollo profesional:

  • Competencia digital: “conlleva un uso seguro y crítico de las tecnologías de la sociedad de la información (TSI) y, por tanto, el dominio de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC)”.
  • Aprender a aprender: “competencia vinculada al aprendizaje, a la capacidad de emprender y organizar un aprendizaje ya sea individualmente o en grupos, según las necesidades propias del individuo, así como a ser conscientes de los métodos y determinar las oportunidades disponibles”.

Puedes leer más información al respecto en: “Las competencias claves para el aprendizaje permanente“.

Centrándonos en las competencias digitales emplearemos una rúbrica elaborada por David Álvarez con el objeto de evaluar la situación inicial de cada cual y poderla comparar con la situación al final del curso. Estas son las competencias digitales clave sobre las que vamos a reflexionar:

  1. Capacidad para entender los códigos comunicativos propios de los contextos digitales y usarlos de forma eficiente para comunicarse en la Red.
  2. Capacidad para participar en comunidades virtuales.
  3. Capacidad para filtrar y clasificar la información de la web según los intereses.
  4. Capacidad para crear y editar contenidos digitales.
  5. Capacidad para compartir en la Red.
  6. Capacidad para entender los aspectos legales y éticos relacionados con el uso de las TIC, así como los aspectos relacionados con la gestión de la privacidad y la seguridad.
  7. Capacidad para crear y gestionar una identidad digital.
  8. Capacidad para utilizar herramientas de trabajo colaborativo.
  9. Capacidad para trabajar y expresarse de forma creativa con las TIC.
  10. Capacidad para aprender de (y con) tecnologías digitales.

Una vez trabajada la rúbrica, echa manos a los recursos de qué dispones y piensa qué herramientas podrías emplear para hacer pública dicha reflexión.

¿Qué es un Entorno Personal de Aprendizaje (PLE)?

Entorno Personal de Aprendizaje o PLE (de Personal Learning Environment; generalmente se conoce por sus siglas en inglés) es una expresión que se refiere al conjunto de herramientas, servicios y conexiones que empleamos para alcanzar diversas metas vinculadas a las necesidades personales de adquisición de nuevas competencias y conocimientos. Hoy en día, debido a la abundancia de herramientas para la gestión de la información, nuestros PLEs están cada vez más construidos sobre servicios de Internet. Por ello, a la anterior visión del PLE se le ha de añadir una capa referente a la cultura digital que adoptamos en nuestras prácticas en la red.

Para Adell y Castañeda (2010) un Entorno Personal de Aprendizaje es “el conjunto de herramientas, fuentes de información, conexiones y actividades que cada persona utiliza de forma asidua para aprender”. No se trata de un artefacto tecnológico sino de un enfoque pedagógico (Ravenscroft et al. 2011) en el que el interesado se convierte en el centro del proceso de aprendizaje. Las herramientas de Internet son unos facilitadores de este aprendizaje, pero no son los únicos. El  PLE, construido de forma particular por cada individuo, genera oportunidades para la adquisición de competencias y conocimientos a partir de la experiencia y las interacciones con el “mundo real”. Esta aproximación docente obliga a un cuestionamiento y redefinición de los roles de profesores y alumnos. El Entorno Personal de Aprendizaje responde bien a la idea del aprendizaje informal, sin embargo si queremos incorporar este enfoque en un contexto de aprendizaje formal es preciso innovar en la propuesta de actividades y en la evaluación de las mismas. No es una solución óptima en todos los casos, pero sí permite, cuando los currículos dejan margen para ello, la incorporación de aprendizajes emergentes (Atwell 2007; Williams, Karousou y Mackness 2011).

Algunas de las ventajas de este enfoque son:

    • Permite emplear para el aprendizaje herramientas ya empleadas asiduamente con fines sociales (por ejemplo, Twitter, blogs, redes sociales, etc.) (Adell y Castañeda, 2010).
    • Permite crear un entorno de aprendizaje abierto y sostenible que el propio interesado gestiona y que no depende de una plataforma institucional que debe abandonar una vez finaliza su periodo en la universidad  (Atwell, 2007).
    • Ayuda a que el alumnado desarrolle competencias transversales, entre ellas las digitales y comunicativas, contribuyendo por ejemplo a la generación de la propia reputación digital (mediante el desarrollo de un portfolio abierto) que pueda facilitar su integración en el mercado laboral.

Todo el mundo dispone de un PLE, ya conozca o no el significado de este concepto. Reflexiona sobre él y dibuja un esquema donde muestres tú PLE: ¿qué recursos, servicios y conexiones te sirven para aprender? Una vez hecho, si dispones de cámara en el móvil y conexión a Internet, publica una fotografía del mismo en Twitter utilizando la etiqueta #NCI13

En este artículo podéis encontrar un guión con una propuesta de servicios para desarrollar tu propio PLE.

¿De qué forma se conectan las competencias clave y los Entornos Personales de Aprendizaje?

Para ello vamos a acudir al artículo de David Álvarez (@balhisay) “Los PLE en el marco europeo de Competencias Digitales“, donde plantea que “el individuo que haya alcanzado el nivel más alto de competencia digital será aquel que haya construido y gestione de forma efectiva su Entorno Personal de Aprendizaje.

No hay Comentarios

Deja un comentario